Échale este abono natural a tus plantas, y observa cómo se pondrán verdes y frondosas

Tener un jardín es muy bonito, le da un aspecto de elegancia a nuestro hogar y llama mucho la atención de todos los que viven o pasen alrededor de nuestra casa. Sin embargo mantener un jardín hermoso y sano no es tan sencillo como parece, porque es allí donde está el detalle, mantener un jardín con vida.
Para garantizar que nuestras plantas y cultivos puedan crecer frondosos y sanos, es necesario aplicar abono. Algunos tipos de fertilizantes están compuestos por químicos. Quienes producen este compuesto aseguran que no tienen nada de malo y que las flores no se ven afectadas, pero no es así.

En este sentido, como no queremos que nuestras plantas sufran daños, por el contrario queremos que sean fructíferas y sin una ayuda no lo podemos lograr, entonces hay que hacer algo al respecto. Lo que tenemos que hacer es elaborar nuestro propio fertilizante casero el cual hará que nuestras plantas sean frondosas sin daño.
El día de hoy les enseñaremos como pueden lograr hacer abono casero. Es una forma muy sencilla de crear fertilizante y al mismo tiempo ahorrar dinero. Con lo siguiente que aprenderás podrás mantener tus flores sanas todo el tiempo porque siempre tendrás abono.

Para mantenerlas en excelentes condiciones por lo menos las que tenemos nosotros dentro de la casa y en nuestro jardín solo nos bastara realizar este abono casero muy sencillo y fácil de preparar incluso te ayudara a favorecer su crecimiento y su florecimiento.

Ingredientes:

10 gramos de levadura
1 cucharadita de azúcar
1 litro de agua tibia.

Preparación:

Deberás disolver la levadura en el agua
Luego añádele la azúcar, mézclalo muy bien
Déjalo reposar como mínimo dos horas.
Modo de Uso:

Este preparado deberás diluirlo a razón de 1 taza de preparado por cinco tazas de agua, riega tus plantas una vez cada diez días en los meses de primavera y verano y una vez al mes en los de otoño e invierno.

Gracias a las fitohormonas, a las vitaminas B y a las auxinas que componen la levadura, esta estimula el crecimiento y la segmentación celular de las plantas, aumentando el crecimiento de los microorganismos del suelo así como de otros compuestos presentes en él que ayudan y favorecen el crecimiento de las plantas desde la raíz por supuesto.

Así que si deseas lucir una plantas hermosas y ser la envidia de tu vecindario aplica este sencillo fertilizante a tus plantas y ve cómo crecen rápidamente muy bellas y sanas.

Otros fertilizantes que puedes probar
¿Quieres seguir fertilizando tus plantas con cosas que puedes llegar a tener al alcance de tus manos? No hay problema. Opciones tienes a montones para poder seguir haciéndolo. ¡Prueba con alguna de estas!.

-Con azúcar y plantas. Esta combinación puede llegar a ser muy buena para alimentar a tus plantas. Sobre todo porque el azúcar ayuda a fermentar los desechos orgánicos, generando un genial fertilizante.

-Con bolsitas de té usadas. Esta técnica es genial para dotar a tus plantas de energía y vigor. El té tiene minerales, antioxidantes y más buenas cosas para tus plantas.

-Con cáscara de huevo. Esta es una auténtica maravilla que nunca pasa de moda. La cáscara de huevo le dará calcio a tu jardín y ayudará a que tus plantas luzcan impecables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *